Estamos donde los visionarios y futuristas nos veían como civilización, tenemos robots a nuestro lado, un dispositivo móvil en el bolsillo, una conexión a internet casi desde cualquier lugar del mundo, la posibilidad de hacer transacciones, trabajar o estudiar a un clic de distancia. Los avances tecnológicos han impactado múltiples áreas e industrias; la salud, la educación, la comunicación, el medio ambiente, el gobierno  y también en las relaciones humanas; hemos evolucionado como civilización gracias a la tecnología y hoy tenemos el poder de crear y creer en ella, aportando ideas, investigación, talento y una gran dosis de creatividad y colaboración para hacer frente a los desafíos de desarrollo y sostenibilidad que hacen parte del mundo de hoy.

Sin embargo, la realidad hoy y en números, ad portas de una cuarta revolución industrial, indican que la mujer a nivel global no está siendo un actor activo en la construcción y frente de estos desafíos; menos del 26% de los puestos en la industria de la tecnología de la información (TI) en los países desarrollados son ocupados por mujeres -y en Latinoamérica- esa participación es aún menor. El déficit de trabajadores en la industria crece día a día, el futuro es incierto cuando el número de mujeres que ingresan y culminan una carrera tecnológica es cada vez más pequeño. De acuerdo con estas tendencias, se estima que para 2043 las mujeres sólo ocuparán el 1% de la fuerza tecnológica. Por ello, se hace indispensable ejecutar estrategias y acciones poderosas  para atraer, retener y potenciar a un mayor número de mujeres, jóvenes y niñas en áreas de ciencia, tecnología, ingeniería, artes y matemáticas (STEAM), como un acto revolucionario donde la creación de tecnología tiene el Sello Geek Girls LatAm, el sello de la Mujer Latina creando tecnología.

Descargar como PDF

Glosario

English Version